SuperGeek.cl
Síguenos:

Análisis: Ejercitándose en casa con Ring Fit Adventure

Durante la cuarentena puedes mantenerte haciendo ejercicio de forma entretenida y sin arriesgarte en el gimnasio

No somos muy asiduos al ejercicio y aunque está mal, al menos está bien reconocerlo. Por eso cuando se nos dio la posibilidad de probar el RingFit Adventure de Nintendo Switch nos tomamos las cosas con calma para no agitarnos demasiado en el primer y segundo y también el tercer intento.

Para comenzar, el título cuenta con dos elementos esenciales: Una banda que se coloca alrededor del muslo y por supuesto el Ring o anillo, que es el protagonista principal ya que es el que hay que levantar, bajar, estirar y manejar para derrotar a los jefes de cada uno de los niveles que posee este juego.

El juego, con una clara orientación infantil, es muy didáctico a la hora de enseñar cómo utilizar sus complementos y la vinculación que se logra con el personaje a utilizar es inmediata. Además de probar algunos ejercicios que serán parte de la rutina, el ring o anillo permite medir las pulsaciones, lo que a la luz de lo que explicaremos más adelante se hace altamente necesario.

El comienzo de la historia es sencillo, quizás de poco movimiento, pero al ir avanzando la cosa se complica y bastante. No solo es saltar, apretar o mover, sino que se suman abdominales, sentadillas y todo el ejercicio que no te puedes imaginar para un videojuego en el que, se supone, tiene como fin derrotar al jefe de turno para seguir con la aventura.

Y si a eso le sumamos el probar la actualización que tuvo hace un tiempo atrás, una mezcla entre Guitar Hero y Just Dance pero frenético que en serio te termina dejando exhausto. Se trata de seguir los compases de canciones icónicas de otros títulos de Nintendo y en el nivel más difícil la cosa de verdad es agotadora.

Sin embargo, eso es algo bueno que el juego tiene, ya que aún sigue entregando material para ir renovando la jugabilidad, que de ser solo lo que contiene es más bien corta, pero con estos añadidos va aumentando el tiempo de diversión. Por eso es recomendable darle algo de atención y sobre todo de energía a este apartado.

Además, el título resulta una muy buena opción para unir el deporte con los videojuegos, algo que debemos aprovechar en tiempos de cuarentena. Entre el comercio casi sin funcionar y la escasez del juego en todo el mundo (sí, su demanda creció enormemente hasta agotarlo en muchas partes) está difícil de conseguir, pero en Chile aún hay lugares en que está disponible.

En síntesis, Ring Fit Adventure resultó un juego muy entretenido y que permite hacer bastante ejercicio encubierto en un título RPG. Y ojo que no es solo para niños, es completamente recomendable para toda la familia.